Paleolítico inferior

¿Qué es el paleolítico inferior?

 El paleolítico es una etapa de nuestra historia que pertenece a una de las más antiguas de las que se tiene registro. Pertenece al periodo de la edad de piedra  es tomada en tres etapas que se conocen como el paleolítico inferior, el medio y el superior.

En esta ocasión, nos referimos específicamente al paleolítico inferior que corresponde a la primera división de este periodo de la historia de nuestra humanidad. 

El paleolítico inferior comienza cuando aparecieron los primeros indicios de la hominización y las primeras manifestaciones a nivel cultural. Se cree que este tiempo se presentó hace, aproximadamente 2,8 millones de años y duró hasta hace 150.000 años, aproximadamente. 

Sin embargo con esto de las fechas no se tiene una verdad absoluta pues, muchas veces surgen nuevos datos donde se pueden apreciar algunas variaciones en este aspecto. 

Es por esto que, en cuanto al paleolítico inferior, se cree fue un proceso complejo que tomó varios momentos de la historia en muchas partes del planeta. Por lo que se puede entender entonces que no hay una zona que se considere de origen. Por el contrario se presentó de manera simultánea en varios lugares diferentes. 

No obstante, un dato interesante es que se cree que su inicio fue en África pues fue en donde se conoció por primera vez. Aunque estas fechas son más orientativas y tomadas desde el punto de vista eurocentrista. 

Características del periodo paleolítico inferior 

Siendo una época realmente antigua puede que resulte complicado obtener algunos datos, sin embargo se conocen los suficientes como para asegurar su forma de vida. No obstante se han obtenido numerosos estudios de arqueología que han aportado datos interesantes y en donde se han podido conocer detalles importantes de este periodo de la historia.

 Entonces, pese a todas las dificultades de la escasez de material que perteneciera a estas generaciones, se han logrado recabar algunos datos que son seguros. Eso nos ha dado la oportunidad de conocer sus características y, entre todas ellas, podemos nombrar las que se explican a continuación.

Sus industrias

Tomemos en cuenta que este fue una temporada de piedra y esa era toda la tecnología que se conocía. Entonces esto permitió crear la industria Olduvayense que consistía en trabajos de piedra. Es decir, ellos tallaban unas piedras al golpearlas con otras y así poder dar formas afiladas y puntiagudas. 

Un tiempo más avanzado pero aún dentro de este periodo de tiempo inferior del paleolítico, comenzó a verse entonces la industria conocida como Achelense. Esta consistía básicamente en trabajar las piedras pero por los dos lados, esto se conocía como bifaces.

Al hacerle un retoque mayor a estas piedras surgían las lascas que eran afiladas que se convertían en el utensilio perfecto para cortar la carne de los animales que usaban para alimentarse. 

En sus homínidos

En esta etapa se presentó un protagonista que se caracterizó por su gran inteligencia e ingenio. Se trata del Homo Habilis. Apareció desde el inicio de este tiempo en tierras africanas y fue el que se encargó de la industria Olduvayense.

Esto porque tenía una gran destreza para trabajar las piedras, modificando así su forma natural y convirtiéndola en efectivas herramientas de trabajo. 

Luego de esto fue el momento de aparecer el Homo Erectus quien fue el encargado de iniciar con la industria Achelense pues sus destrezas eran mayores, por lo que elaboraba herramientas más útiles. 

En la alimentación

Estos homínidos acostumbraban salir a cazar o a recolectar frutas en grupos, siendo una población de cazadores depredadores, aprovechan toda la fauna de su entorno para alimentarse. En el caso de lo que era la recolección de frutas, se incluían también las semillas, también se hacían en grupos. 

Este proceso de recolección de alimentos requería una organización muy cuidada pues lo que buscaban era garantizar la subsistencia de toda su comunidad. Es por esto que comenzó a tomarse como sociedad, aunque en sí eran grupo de no muchos miembros por lo que la organización era realmente sencilla.

En la organización de espacios

Esta es otra característica que nos confirma que se trataba de una de las primera sociedades de la humanidad. Ellos buscaban organizar sus espacios según lo que hacían en ellos. Es decir, que podían dividir el espacio donde habitaban, el que usaban para trabajar la alimentación y la zona industrial. 

En la zona donde se dedicaban a la alimentación estaban todos sus recursos alimentarios. Era allí donde preparaban las presas de la carne de los animales que cazaban y donde organizaban el consumo de las frutas y demás alimentos. Su zona industrial eran espacios que servían para trabajar la piedra que era su principal actividad industrial. 

Para conocer estos datos se han estudiado los restos de sus yacimientos donde dejaron bien asentadas todas sus actividades. 

En sus lugares de vivienda

Esta sociedad vivía en refugios que consistían en abrigos o cuevas pues eran espacios que estaban incrustados en las paredes de algunas montañas. Una de sus características principales era que contaban con una profundidad que era más bien escasa. Ahí se resguardan de las bajas temperaturas, sobre todo en las horas de la noche. 

Este era el hábitat que habitaban en ese entonces, aunque hay que tomar en cuenta que se conoce algunos registros de arqueología en los que aparecieron algunas viviendas que estaban al aire libre. Estas eran cabañas o chozas que construían con ramas y en sus bases usaban piedras de tamaño medio.

, Paleolítico inferior, Estudianteo

Importante: Si quieres utilizar como fuente el contenido de Estudianteo, asegúrate de citar al autor del artículo y de enlazar a la página web de origen con un enlace (Estudianteo) para respetar el Copyright del contenido.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *